Materiales de la construcción: kit de supervivencia

El sector de materiales para la construcción se ha visto fuertemente sacudido por la crisis: el parón de la construcción, la falta de financiación y la sobrecapacidad instalada han obligado a las compañías a aplicar fuertes ajustes, provocando que muchas de ellas hayan desaparecido, pero permitiendo a su vez a otras escalar posiciones en el mercado.

Pese a ser un sector muy heterogéneo, cuenta con un denominador común: la internacionalización, la concentración y, en algunos subsectores, la innovación como vía de supervivencia y para sentar las bases para el crecimiento futuro.

Si bien existe una sensación generalizada de que “España está en venta”, las operaciones corporativas capitaneadas por empresas españolas en 2013 demuestran que las compañías de nuestro país también están reposicionándose en el mercado.

El sector de materiales de construcción tiene gran potencial de exportación en general, sin embargo no todos los productos y servicios son susceptibles de ser exportados, y cuando el objetivo es conseguir contratos de volumen, la internacionalización pasa por implantarse en el exterior. Numerosas compañías españolas han desembarcado en mercados emergentes y desarrollados mediante la adquisición de compañías. Es el caso de Orona, en el sector de elevación, que se hizo con AMG, la cuarta firma de elevación brasileña, y General de Elevadores XXI, que adquirió el control en la chilena Andes Ascensores. En el área de ingeniería, Sener y GPO adquirieron dos consultoras Brasileñas y Typsa adquirió el 30% que aún no controlaba de la brasileña Engecorps. El grupo de instalaciones Elecnor se hizo con el control de la norteamericana Hawkeye, y la fabricante de ventilación Soler i Pau adquirió la alemana Pluggit Gmbh.

Otras compañías han dado entrada en su capital a fondos de capital riesgo para impulsar su crecimiento. Mercapital adquirió un 22% de la cerrajera Salto Systems para impulsar su crecimiento exterior y entrar en nuevos mercados y Nazca Capital adquirió una participación mayoritaria en la fabricante de esmaltes Fritta con el objetivo de potenciar su crecimiento exterior y desarrollar nuevos productos.

Por otra parte, también es un buen momento para escalar posiciones en España ganando cuota de mercado y diversificando productos y mercados. En este sentido, Zardoya Otis adquirió el grupo Enor; la empresa de ingeniería Getinsa se hizo con una participación de control en Payma Cotas y grupo Fuertes adquirió el 47% restante del fabricante de gres porcelánico Todagres.

Hasta que se produzca la ansiada recuperación económica, la adaptación a la nueva coyuntura seguirá marcada por la creciente internacionalización de nuestras compañías y por la búsqueda de nuevas oportunidades de negocio dentro y fuera de nuestras fronteras.

 

 

 

 

Las ideas y conclusiones que figuran en este blog transmiten la interpretación que su autor/a hace sobre asuntos de actualidad y no reflejan necesariamente las opiniones de Livingstone Partners. Son de interés general y no serán interpretadas como consejos de inversión.


Compartir esta página

Contacto/s principal/es